Anar directament a les notícies

Ferri: “Los responsables de la estafa de la F1 tienen que pagar de su bolsillo los graves daños generados a los fondos públicos”

Publicat el en En castellano

El síndic de Compromís, Fran Ferri, ha señalado hoy que “incluso los informes jurídicos solicitados ex profeso por el Consell del PP para justificar la compra de Valmor confirman que la organización de los Grandes Premios de Fórmula 1 fue una estafa a los valencianos”.

Ferri ha hecho estas declaraciones tras conocer el contenido del informe encargado por el Ejecutivo de Alberto Fabra al despacho Garrigues, que fue citado ayer por el ex director general de deportes de la Generalitat, Mateo Castellá, en su declaración como testigo en el juzgado que investiga las supuestas irregularidades en la organización de la Fórmula 1 en Valencia.

Según el portavoz de Compromís “pese a lo que afirmó ayer Castellá dicho informe también pone el foco en que con el contrato de compraventa de Valmor los propietarios de la empresa privada quedaban exentos de toda responsabilidad civil y pago de la deuda contraída con la empresa pública Circuito del Motor. Una circunstancia que según se ha podido evidenciar con posterioridad se produjo sin que hubiera ninguna justificación basada en el interés general que amparase tal decisión”.

“En la compra de Valmor -ha añadido Ferri- todo apunta a una utilización indebida de fondos públicos por parte del gobierno del PP, que adoptó decisiones arbitrarias mediante un ejercicio abusivo de poder para beneficiar a los propietarios de la empresa Valmor, al margen de cualquier consideración de utilidad pública”.

“Esperamos que la justicia, con el procedimiento que tiene abierto en Valencia, saque a la luz toda la dimensión de este caso de corrupción y que imputados como Francisco Camps o Lola Jhonson, acaben pagando penalmente por sus responsabilidades en este saqueo de fondos públicos. Pero desde Compromís hemos considerado desde el inicio que en este caso se incurre en responsabilidad contable al asumir irregularmente obligaciones con carga económica para la administración, generando un grave daño a los fondos públicos, por ello presentamos en septiembre de 2013 denuncia ante el Tribunal de Cuentas”.

Compromís eligió la vía del Tribunal de Cuentas para denunciar este saqueo de las arcas públicas por que este tribunal cuenta con la figura del reintegro por alcance, mediante el cual, si se acaba condenando a los ex miembros del Consell que efectuaron la compra de Valmor, estos deberán pagar personalmente, de su bolsillo, el perjuicio económico que la compra de esta empresa y la asunción de sus deudas ha generado a las arcas públicas.

Según señala Ferri “nos consta que el procedimiento judicial en el Tribunal de Cuentas sigue su curso en paralelo a la investigación que tiene lugar en un juzgado de Valencia. El Tribunal de Cuentas ya ha reclamado documentación a la administración valenciana que, en esta nueva etapa, está colaborando con esta causa que determinará la responsabilidad contable por la compra de Valmor”.