Anar directament a les notícies

Igualdad y Diputación de Valencia pondrán en marcha el primer complejo de atención social y sanitaria para personas con enfermedad mental en Bétera

Publicat el en En castellano

La Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas y la Diputación de Valencia pondrán en marcha el primer complejo de atención social y sanitaria para personas con enfermedad mental grave en el edificio del antiguo hospital psiquiátrico de Bétera, según ha anunciado la vicepresidenta y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra.

La vicepresidenta del Consell y el presidente y la vicepresidenta de la Diputación de Valencia, Jorge Rodríguez y Maria Josep Amigó, han visitado el centro de Bétera para conocer de primera mano las instalaciones del centro especializado de enfermos mentales (CEEM) que se encuentra actualmente en funcionamiento.

Oltra ha señalado que la visita y el encuentro mantenido con los responsables de la diputación tiene el objetivo de iniciar las conversaciones a nivel técnico para estudiar la viabilidad de las reformas que se ajusten “a un modelo de recurso más humanizado y más centrado en la atención especializada que necesitan las personas con trastorno mental grave”.

Durante la visita, la vicepresidenta ha destacado que se trata de un “proyecto pionero”, y un ejemplo de “la buena sintonía entre la Diputación de Valencia y la Generalitat para poner las instituciones y las políticas al servicio de las personas”.

“Nuestro objetivo es recuperar y poner en uso edificios y recursos abandonados por el anterior gobierno, especialmente en un ámbito como es el de la atención social y sanitaria a las personas con enfermedad mental crónica abandonado durante más de 20 años”, ha añadido Oltra.

Actualmente, el centro especializado en salud mental de Bétera tiene una capacidad total de 80 plazas distribuidas en dos módulos, enclavados dentro del antiguo Hospital Psiquiátrico de Bétera.

La finalidad del centro es ofrecer atención a personas con enfermedad mental crónica que no requieren hospitalización, desde una perspectiva de rehabilitación, enfocando su actuación hacia la mejora de la autonomía personal y social de los residentes, apoyando su normalización e integración comunitaria.

Colaboración entre Diputación y Conselleria

La Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas tiene en marcha distintos puntos de colaboración con la Diputación de Valencia, entre los que se encuentran el acuerdo al que han llegado ambas instituciones para la construcción y equipamiento de centros destinados a personas con enfermedad mental, diversidad funcional e infancia en cuatro municipios de la demarcación de Valencia.

La Diputación de Valencia ha destinado alrededor de 6 millones de euros a la construcción y reforma de infraestructuras sociales en las localidades de Llíria, Sueca, Carcaixent y Paterna, respondiendo a criterios propuestos por la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas que priorizan dos de los ámbitos más abandonados por la administración en los últimos años, la salud mental, la diversidad funcional y la infancia.

Así, la corporación provincial se hará cargo de la construcción de un centro de recepción de niñas y niños en la antigua prisión de Llíria, propiedad del Ayuntamiento que cede el inmueble para su rehabilitación y adaptación a este nuevo recurso. Tendrá un coste para la Diputación de Valencia de 900.000 euros y el equipamiento será financiado por la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas que dispondrá de 60 nuevas plazas de recepción de personas menores de edad.

Respecto a los recursos para personas con enfermedad mental, se pondrá en marcha en Carcaixent un centro de rehabilitación e integración social (CRIS) con 70 plazas y un centro de día de 20 plazas, cuya ejecución tiene una presupuesto de 800.000 euros.

Por otro lado, se subvenciona el inicio de la tercera fase de las obras de la residencia, centro de día y taller ocupacional para personas con diversidad intelectual de Sueca, con un presupuesto estimado de 2’3 millones de euros y que contará con 120 nuevas plazas, 40 residenciales, 40 de día y 40 del centro ocupacional.

Otra de las infraestructuras subvencionadas va a ser la segunda fase de construcción de una residencia para personas con diversidad intelectual de Paterna, con un presupuesto de 1’6 millones y 24 nuevas plazas.

Asimismo, en los presupuestos provinciales 2017 se ha producido un aumento de 2,7 millones de euros para atender a los servicios sociales de los ayuntamientos de menos de 10.000 habitantes, además de mantener la línea de colaboración iniciada el año pasado, por la cual se dota con 400.000 euros las ayudas para combatir el empobrecimiento energético.