Anar directament a les notícies

IVACE participa en los premios Eneragen, que han otorgado a Todolella la mención de honor por su proyecto de District Heating con biomasa

Publicat el en En castellano

La directora general de IVACE, Júlia Company, ha participado en la novena edición de los premios de la Asociación Española de Agencias de Energía (EnerAgen), celebrada el jueves en Cádiz, que han reconocido con la mención de honor el proyecto de District Heating con calderas de biomasa, desarrollado por el Ayuntamiento de Todolella.

Tal y como ha señalado Company, “de todos los proyectos recibidos por el IVACE, el presentado por Todolella fue el seleccionado para competir en la categoría de Mejor actuación relacionada con las energías renovables y la eficiencia energética desarrollada en ayuntamiento de menos de 20.0000 habitantes”.

La directora ha mostrado su satisfacción por este reconocimiento y ha destacado que “se trata de una iniciativa singular, ya red de abastecimiento de calor de Todolella es la única red de calor en nuestro territorio que da servicio a un casco urbano por completo”. Hay que destacar que el ayuntamiento de Todolella ha recibido una ayuda del IVACE de 280.000 euros para el desarrollo de este proyecto.

Company ha hecho hincapié en que “el proyecto de Todolella es perfectamente exportable a otros municipios, especialmente en aquellos con unas necesidades mayores de calefacción y agua caliente sanitaria como pueden ser zonas con climatología fría, población de edad elevada, que alberguen residencias, hospitales, etc”. Así, ha animado a los municipios “a seguir el ejemplo de Todolella y apostar por las energías renovables”.

La obra proyectada es una red de distribución de energía que transcurre enterrada por las calles del casco urbano y que proporciona a cada uno de los usuarios que se conecta calefacción y agua caliente sanitaria.

Una red de calefacción centralizada o District Heating es un sistema de suministro de agua caliente sanitaria y calefacción (y en algunos casos también refrigeración) a distintos edificios a partir de una planta central. El calor producido en dicha planta se entrega a los usuarios para su consumo mediante una red de tuberías preaisladas y enterradas.

La energía/calor se transporta (por medio de agua caliente) al consumidor a través de las tuberías preaisladas, una de impulsión y otra de retorno. En cada punto de consumo existe una pequeña estación energética que intercambia la energía de la red, transformándola en calor y agua caliente sanitaria.

Los usuarios beneficiados por la actuación son la totalidad de los vecinos del casco urbano de Todolella, en su gran mayoría de casas unifamiliares de varias alturas cuyos sistemas de calefacción y agua caliente sanitaria funcionan con gásoleo, fácilmente convertibles para su utilización con la conexión a la red de calor.

Las redes District Heating son idóneas para el uso de biomasa. Las calderas de biomasa tienen rendimientos de hasta el 95%, trabajan en un amplio rango de potencias y cuentan con sistemas de alimentación continua y automatizada de combustible, limpieza automática y compactación de las cenizas.

Ahorro económico y creación de empleo

El sistema District Heating supone un aumento de la seguridad en las viviendas al no ser necesario el manejar y acumular combustibles fósiles y se eliminan los problemas de ruidos y olores provocados por las calderas de gasoil. La gestión y el mantenimiento centralizados además de evitar molestias a cada uno de los usuarios individualmente permite una optimización del proceso.

Por otra parte, con esta iniciativa se ayuda a las economías domésticas, puesto que el ahorro respecto a las tarifas del gasóleo supone alrededor de un 60%. Esto supone además una revalorización de los inmuebles que adoptan este sistema de calefacción y agua caliente sanitaria.

En cuanto a la repercusión en el desarrollo económico de la zona, la disponibilidad de una fuente de energía más barata que las que anteriormente se utilizabán (gasóleo y electricidad) además del ahorro directo que provoca en cada uno de los usuarios favorece que las casas rurales, comercios y hoteles que se han conectado sean más competitivos.

La biomasa es autóctona, es decir, emplea recursos procedentes del entorno en el cual se consume y provoca sinergias sociales relacionadas con la creación de nuevas actividades económicas en el entorno y la mejora de rentas.

La utilización de biomasa como combustible fomenta la creación de puestos de trabajo en la zona tanto para su obtención (limpieza de monte), como para su transformación (astilla o pellet) y transporte.