Anar directament a les notícies

La renta agraria valenciana se mantiene en torno a 1.900 millones de euros, por encima de la media de los últimos diez años

Publicat el en En castellano

El valor de la renta agraria del año 2016 en términos corrientes es de 1.912,36 millones de euros, lo que representa un leve descenso del 0,36% con respecto al año anterior, de acuerdo con la estimación realizada en abril de 2017 por el Servicio de Estudios de la Conselleria de Agricultura y Medio Ambiente. Esa cifra es superior a la media de los diez últimos años, como puede comprobarse en el documento adjunto, en el cuadro de evolución de la renta agraria (serie 1990-2016), dentro de la información disponible en la web de la conselleria desde ayer.

Esta información, que se actualizará periódicamente, se publica por primera vez con ese detalle en el cuarto mes del año, en el marco de la política de transparencia que desarrolla el Consell. En el informe se refleja que la renta agraria en términos por UTA (Unidades de Trabajo Anual) aumenta un 3,56%, con un descenso del 3,78% en el volumen de trabajo de la agricultura expresado en UTAs, conforme a la información de la Encuesta de Estructuras de las Explotaciones Agrarias del INE y estimaciones propias basadas en la EPA (INE) y en las Cuentas de Cotización y Afiliaciones a la Seguridad Social. Además, la renta agraria también crece un 2,82% en términos constantes por UTA.

Desde la Conselleria se valora como un momento de inflexión, por cuanto se está produciendo una reordenación de la producción hacia cultivos emergentes y apertura a nuevos mercados tras un periodo de crisis económica, además de una especial sensibilidad del sector hacia la ordenación de las estructuras agrarias que la Generalitat está acompañando con una ley en marcha.

La Producción de la Rama de Actividad Agraria disminuye un 0,46% en valor, como resultado del descenso del 3,66% en la cantidad producida y del aumento del 3,32% en el precio. El ligero descenso en valor de la Rama Agraria se justifica, fundamentalmente, por la disminución de la Producción vegetal en un 0,35%, y el decremento de la Producción animal en un 0,96%. El leve descenso en valor de la Producción Vegetal viene motivado, fundamentalmente por el decremento de los frutales no cítricos (-10,40%) y las hortalizas (-1,50%) y por el incremento del valor de los cítricos (+0,55%).

En el caso de los cítricos, la cantidad disminuye (-12,87%) y el precio aumenta (+15,39%), mientras que en frutales no cítricos, se produce un descenso tanto en cantidad (-8,32%) como en precio (-2,27%). Por su parte, en hortalizas crece la cantidad (+1,65%) y disminuye el precio (-3,09%).

El ligero descenso en el valor de la Producción Animal (-0,96%) se debe, sobre todo, a la disminución del valor de aves (-12,75%), huevos (-14,37%) y ovino y caprino (-7,30%), que se compensó, en parte, por el incremento del valor del porcino (+12,54%) y el bovino (+11,44%).

Asimismo, los gastos de los medios de producción corrientes se estima que han experimentado en el 2016 un ligero descenso del 0,82% en valor. Dicha disminución se debe al decremento de los precios pagados por los agricultores y ganaderos en un 3,41% y al aumento del 2,68% en la cantidad consumida.

Los datos y comentarios expuestos corresponden a la estimación de las macromagnitudes agrarias del año 2016, realizada en abril de 2017.