Anar directament a les notícies

Compromís exige al Gobierno de Rajoy que “incluya entre sus prioridades frenar la entrada de azulejo Chino”

Publicat el en En castellano

El diputado de Compromís y presidente de la Comisión de Industria de les Corts Valencianes, Víctor Garcia, ha lamentado hoy que “de nuevo, la inacción del Gobierno de España y su escaso interés por el sector azulejero, que debería ser considerado como estratégico a nivel estatal, ha dejado pasar una nueva oportunidad para frenar la entrada de azulejos chinos en Europa”. Así lo ha manifestado García después de que la Unión Europea haya vuelto a aplazar, por segunda vez, la puesta en marcha de un sistema de control antidumping frente a la entrada de productos chinos.

Según García, pese a la aprobación en les Corts, en la Diputación de Castelló y en numerosos ayuntamientos de nuestras comarcas de acuerdos auspiciados por Compromís para defender el azulejo provincial frente al azulejo de China, el Ejecutivo del PP “no ha dado muestra de determinación y valentía para defender nuestra principal industria”.

Garcia ha recordado que si el Gobierno no trabaja para que se renueven los derechos antidumping –es decir para frenar la entrada de producto chino- “será un desastre para una industria que, gracias a las políticas del Consell, está dando muestras de una reactivación impresionante”. Garcia ha recordado que “la capacidad de producción en China aumentó en casi un 30% entre 2011 y 2016, de 10.800 millones metros cuadrados/año a aproximadamente 14.000 millones de metros cuadrados/año. Eso quiere decir que la capacidad no utilizada actualmente en China es cuatro veces superior a la totalidad del consumo de la UE-28 y, de no evitarse, inundaría los mercados europeos a bajo precio reprecutiendo muy negativamente a nuestras indústrias”.

García ha exigido al Ejecutivo del PP que “aborde el tema del azulejo chino como prioridad en su agenda política, puesto que dentro de 15 días se va a volver a tratar el asunto en Europa”. El diputado de Compromís recuerda que “recientemente un estudio independiente mostró que alrededor de 3,5 millones de empleos en Europa podrían quedar expuestos si se le concediera a China el estatus de economía de mercado, lo que generaría un aumento del paro en el sector cerámico y en otros segmentos de actividad”.