Anar directament a les notícies

Compromís propone modificar la normativa europea para dejar de hacer los cambios de hora

Publicat el en En castellano

Álvaro: “Los horarios actuales no son los más racionales ni saludables y el supuesto ahorro energético está, cada vez, más cuestionado”

La portavoz adjunta de Compromís en las Corts, Mònica Álvaro, ha presentado una propuesta para que el Consell ponga en marcha los mecanismos necesarios para instar a las instituciones europeas a modificar su normativa para dejar de realizar los cambios de hora de verano e invierno.

 

Según Álvaro, “los horarios que tenemos hoy en día en nuestro país no son los más racionales, ni saludables. Las razones son múltiples pero entre ellas se encuentra la normativa europea que nos obliga a cambiar la hora dos veces al año. Al respecto de esta situación, en Estados como Suecia, Dinamarca, Finlandia, Alemania, Holanda, Eslovaquia, República Checa, Francia y Bélgica ya se han registrado iniciativas ciudadanas pidiendo que se deje de realizar el cambio de hora”.

 

“Y, yendo más lejos, un grupo de más de 70 eurodiputados y eurodiputadas de varios países e ideologías ha anunciado que presentará una moción para modificar la actual normativa europea y eliminar los dos cambios que hacemos cada año. Entre los firmantes encontramos representantes de todo el arco parlamentario desde el Partido Popular Europeo (PPE) hasta la Izquierda Unitaria Europea (GUE), pasando por socialistas (S&D), liberales (ALDE), conservadores y reformistas europeos (GUE), los Verdes (ALE) o los euroescépticos”.

 

“Recordemos que el cambio de hora, que se realiza en invierno y en verano, se puso en marcha durante la primera crisis del petróleo cuando algunos gobiernos occidentales decidieron avanzar el inicio del día los meses de más luz, para reducir el consumo de electricidad. Ahora bien, parece que esta medida estaba pensada en términos económicos pero no tanto en términos humanos, puesto que el cambio horario afecta a la salud y la vida cotidiana de las personas”.

 

“Por otro lado, el ahorro energético, razón fundamental para hacer estos cambios, está cada vez más cuestionado puesto que lo que ahorramos unas horas lo perdemos las horas de después, porque actualmente el consumo de la electricidad ocupa una franja horaria mayor. De hecho, organizaciones como Greenpeace se han mostrado críticas con el cambio horario puesto que el ahorro energético generado en España es insuficiente y comporta problemas y molestias a la ciudadanía”, ha concluido la diputada Mònica Álvaro.